Sin excusas para las mujeres en las redacciones

Cuando hace 28 años en España se publicaban estudios sobre paridad en medios de comunicación, la desigualdad entre sexos era de 12 mujeres por cada 100 directivos hombres -encuesta de la APM, 1990- y estaba justificada. Se decía que a causa de la incorporación tardía de la mujer a la universidad y de que históricamente el periodismo había sido un oficio de hombres (aquella figura tan mítica del reportero de guerra o del periodista apostado con una libreta y un cigarro en el bar) las redacciones no llegaban a tener suficientes mujeres. El devenir del tiempo corregiría esta situación y sólo debíamos esperar.

Ahora bien, estamos en 2018, el porcentaje de periodistas mujeres egresadas es de 64,1 %, las redacciones están llenas de mujeres, y sin embargo, seguimos teniendo una abrumadora mayoría de hombres en puestos directivos en los medios. Según un estudio publicado por De Miguel, Hanitzsch, Parratt y Berganza, investigadores de la Universidad Rey Juan Carlos y la Universidad de Munich, los hombres ocupan las tres cuartas partes de los cargos de máxima responsabilidad gerencial y dos terceras partes de los puestos de toma de decisiones sobre contenidos. También la APM en su informe sobre la profesión 2017 observa que en 80 de los periódicos impresos de AEDE, sólo 8 tenían una mujer al frente, y sólo en tres el responsable de gerencia era una mujer. En televisiones y radios el panorama es igualmente desolador: de 84 directivos de primer nivel, sólo 13 son mujeres. Las mujeres además, por regla general, tienen ingresos inferiores, ya que la mayoría se ubica en salarios en las franjas más bajas (bajo 1500 euros) mientras que hay más hombres en el tramo de sueldos por encima de los 2000 euros.

Los medios de comunicación no son una empresa más, son quienes se encargan de contar las noticias y mostrar la realidad cada día, construyendo el imaginario social por el cual la ciudadanía se informa. Los porcentajes de representación de las mujeres en esa construcción también son desiguales: según el Proyecto de Monitoreo Global de Medios, en España el 91% de los expertos y el 82% de los portavoces consultados en los medios generalistas son hombres. Otro estudio de Núria Simelio, investigadora de la Universidad Autónoma de Barcelona, concluye que en España el 55% de las referencias a mujeres en los medios se deben a su condición de famosas, frente a un 27% de citas correspondientes a expertas y un 20% como protagonistas de las noticias. Tan sólo el 9% de fuentes informativas de expertas consultadas en las agendas son mujeres. Cuando todos los estudios muestran que en 2018 a la mitad de la población se le niega la representación en los contenidos emitidos, la dirección de las organizaciones, y un mismo salario por igual trabajo, ya no parece sensato esperar que una situación se equipare sola con el paso del tiempo.

Autoría

Dejar un comentario

X

Uso de cookies

Esta página utiliza cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle información relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso.. Puede cambiar la configuración u obtener más información aquí.