La tesis derrotada en Vistalegre II en cinco artículos… según Ekaitz Cancela

El 15M y la emergencia de Podemos, fragmento de “Construir pueblo. Hegemonía y radicalización de la democracia”, de Iñigo Errejón y Chantal Mouffe, Icaria, 2015 (páginas 64-70).

Iñigo Errejón charla con Chantal Mouffe sobre la idea de que si Podemos lo hubiera sometido a discusión entre los sectores activistas del 15M, la iniciativa de presentarse a las europeas nunca hubiera salido a la luz. Resulta paradigmático que tres años después, tras llegar a Vistalegre II sumido en un debate profundo con la intención de “continuar ensanchando el espacio” para construir un nuevo pueblo, las bases rechazaran su propuesta. Es por eso que, citando a Ernesto Laclau, Errejón afirma que su opción es la postura política más radical. La “incapacidad de la izquierda para entender la oportunidad de una intervención política excepcional”, el “enamoramiento de la derrota” que la caracteriza o “la satisfacción con el espacio que los poderosos les deparan” son algunas de las cuestiones que se exponen.

¿Asaltar las instituciones?, Jorge Lago | La Circular | 2 de junio de 2016

“Creo que el salto institucional que anima la teoría política de Podemos se fundamenta, también y sobre todo, en el cuestionamiento de esa separación entre la construcción de movimiento mediante la lucha social como opuesta a la potencia (o impotencia) de la representación política y la acción institucional. La decisión de presentarse a las elecciones europeas si se recababan apoyos suficientes, ese gesto público emitido desde el Teatro del Barrio de Madrid en enero de 2014, era también el gesto de una desfechitización del momento ideal en el que las luchas y movimientos se transformarían más o menos automáticamente en capacidad y fuerza política”.

“Dilemas”, Santiago Alba Rico | CTXT | 18 de enero de 2017

“Si no cruzamos un bien pequeño en el camino de la destrucción, como un palo en la rueda de un carro, no habrá “lugar” luego para bienes mejores. Esa tarea exige, en todo caso, una madurez que la vieja izquierda solo tuvo para envejecer más deprisa y que Podemos, paradójicamente, parece querer dejar atrás. Lo único posible y al mismo tiempo bueno que puede hacerse —que no es mucho— se puede echar a perder, no por la consistencia fagocitadora de las instituciones ni por la moderación o radicalismo de los discursos, sino por este salto —con menos Maquiavelo que Shakespeare y Freud— a la lactancia. En Vistalegre II Podemos debería recuperar no la frescura sino la madurez de la que nació”.

Podemos y el Populismo” | Fort Apache | 21 de noviembre de 2014

Debate moderado por Pablo Iglesias en 2014 con muchas claves. En la mesa se encontraban el escritor Jorge Alemán, Alberto Garzón, Carolina Bescansa, Manolo Monereo, Iñigo Errejón y Enric Juliana. Hay puntos especialmente álgidos, sobre todo a partir del minuto veinte, que dejan entrever las distintas tesis entre la izquierda. En un momento, en alusión a determinados participantes, Errejón incendia la mesa citando a Jacques Rancière y llegando a identificar el punto en común entre los viejos marxistas y los nuevos liberales: “lo intranquilizador que les resulta el fantasma del populismo”.

“Del asalto al cerco: Podemos en la nueva fase”, Iñigo Errejón | El Diario | 17 de julio de 2016

Un artículo reposado posterior a las elecciones generales en el que el autor expone el rumbo que debiera tomar Podemos. “Para seguir siendo el partido del proceso de cambio español, Podemos tiene que mostrar de nuevo habilidad y flexibilidad para adaptarse a los retos de esta nueva fase. Que la política española entre en una cierta dinámica de ralentización y de primacía del ‘tiempo frío’ no significa, en modo alguno, que se hayan solventado los dolores, las contradicciones y los problemas sin resolver que han animado a millones de mujeres y hombres a ilusionarse y ponerse manos a la obra para construir un país mejor, más amable para su gente. El proceso de cambio español sigue abierto, aunque la lógica de la guerra de movimientos deje paso ahora a la guerra de posiciones”.

Ekaitz Cancela es periodista. Afincado en Bruselas, sigue la política europea prestando especial atención a uno de los temas más controvertidos de las últimas décadas: el TTIP. És autor de ‘El TTIP y sus efectos colaterales‘. 

Autoría

Dejar un comentario

X

Uso de cookies

Esta página utiliza cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle información relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso.. Puede cambiar la configuración u obtener más información aquí.